¿Cuántas veces escuchaste hablar del concepto de economía colaborativa? En países como España y otros muchos, está cada vez más de moda. De hecho, se está convirtiendo en una de las maneras en las que, cientos de profesionales comienzan sus negocios y se expanden a otros rincones del mundo. Ahora bien, ¿cómo influye la economía colaborativa en el comercio internacional?

En este artículo de Internacionalmente.com queremos hacer hincapié en una cuestión que es mucho más que una tendencia efímera y te expondremos las ventajas más significativas que se esconden tras esta posibilidad en relación con el comercio internacional. Presta atención porque te expondremos los beneficios más relevantes que aporta la economía colaborativa al comercio internacional.

Las ventajas de la economía colaborativa en el comercio internacional

Cada vez son más las personas de los diferentes países que se muestran interesadas en el consumo colaborativo. Esta manera de hacer negocios, ha dado lugar a numerosas empresas como por ejemplo, Airbnb o Blablacar, entre otras muchas. Además, sus cifras de negocio son realmente espectaculares, porque las oportunidades de compartir productos o servicios entre distintas personas, fomenta la eficiencia y la exportación de este tipo de modelos de negocio a otros países.

5 Ventajas de la economía colaborativa para el comercio internacional

A continuación te exponemos las ventajas más importantes que ha promovido la economía colaborativa en relación con el comercio internacional.

Uso más eficiente tanto de productos como de servicios

Cuando no existía lo que se denomina como economía colaborativa, se hacía un uso bastante poco eficiente de numerosos productos y también servicios. Hoy día, a través del uso continuado de los mismos, se consigue una mayor eficiencia.

Aumenta la transparencia de cara al usuario

La tecnología y el uso de herramientas tecnológicas aplicadas a la economía colaborativa, facilita que cualquier cliente o usuario pueda realizar consultas informativas sobre los diferentes productos, o servicios en un espacio de tiempo realmente breve, casi instantáneo. Antes, era complicado conocer estos datos.

Mejora la protección medioambiental

Hace mucho tiempo que se viene hablando del impacto del comercio internacional en el medio natural. Con la puesta en marcha de la economía de consumo colaborativo, se consigue gestionar más eficazmente los recursos naturales, proteger el entorno natural que nos rodea y adoptar una perspectiva más sensible sobre el medio ambiente.

Posibilita una mayor confianza para el consumidor final

El uso de herramientas tecnológicas permite conocer la experiencia de otros usuarios con el bien o servicio, fomentar la comunicación con la empresa y conocer a la persona encargada de ofrecer un determinado servicio. Esto repercute positivamente en la experiencia del consumidor, permitiendo que pueda valorar los servicios con su experiencia.

Permite compartir herramientas, materiales, o medios de transporte, entre otras posibilidades

La irrupción de plataformas como Uber o Airbnb, facilita que las personas puedan tener acceso rápido a sus necesidades de compartir por ejemplo, un vehículo para dirigirse a cualquier destino entre diferentes personas. Estos modelos de negocio son extrapolables a prácticamente cualquier país del mundo, porque las necesidades de población son muy similares en entornos parecidos.

Ahora tú, ¿conocías las importantes ventajas de la economía colaborativa para el comercio internacional? ¡Nos encantaría conocer tu punto de vista al respecto!